Homenaje a Dora Coledesky por su trayectoria en la defensa del Derecho al aborto (por Claudia Anzorena y Alejandra Ciriza)

viernes, 21 de agosto de 2009

Estas palabras las preparé con Alejandra Ciriza, quien agregó la trayectoria histórica de Dora, y también con algunos aportes que me brindó Marta Rosenberg para ser leídas en la Jornada para debatir Estrategias para el acceso al Aborto legal seguro y gratuito en este nuevo contexto en Argentina. Sábado 14 /5/05, Córdoba – Argentina.

A cargo de Claudia Anzorena (Mendoza)

Es un honor para mí que me hayan encomendado decir estas palabras en homenaje a un feminista con el compromiso, la trayectoria y la consecuencia política de Dora Coledesky.

A Dora la conozco de nombre desde hace tiempo, porque es una referente muy importante para quienes luchamos por los derechos de las mujeres en particular, pero también de los sectores oprimidos y discriminados en general.

Dora es una de esas feministas-mujeres-comprometidas concretas que puso su cuerpo y su vida para que hoy nosotras estemos en este punto de un camino nada lineal, ni continuo, ni unívoco... Pero tuve contacto personal con ella hace poco más de un año y conocí una persona tan comprometida, como solidaria y generosa: una señal clara de su permanente construcción de futuro.

De origen político trotskista, Dora conoció el feminismo en Francia, durante el exilio.

Defendió la incorporación de la relevancia de los derechos de las mujeres en los movimientos de izquierda a la vez que promovió en el feminismo la necesidad de ampliar la visión y articular con movimientos sociales de todo tipo.

De retorno a la Argentina en marzo del ´84 no tardó en vincularse al feminismo, y en asistir a las reuniones organizadas por ATEM. En 1987 se organiza una mesa redonda, de la cual surge la idea de organizar la Comisión por el derecho al Aborto. De ella han formado parte muchas feministas: Alicia Caccopardo; Liliana Pelliza y Patricia González; la antropóloga Zafina Newbery; Mabel Bellucci (1).

Desde entonces Dora ha escrito, organizado, debatido, asesorado, elaborado proyectos de ley, luchado incansablemente por la conquista del derecho de las mujeres a decidir en libertad.

En el Encuentro de Mujeres, de 1988, en Mendoza, se formó un taller autoconvocado sobre aborto.

Con médicas del Muñiz, y con la colaboración de otras feministas hicieron un anteproyecto de ley que fue leído y distribuido por primera vez en el Encuentro Nacional de Rosario en 1989.

En Jujuy se oficializa la incorporación del Taller sobre Aborto y se inicia el ya largo combate contra los grupos autodenominados pro-vida, empeñados en obturar las posibilidades de legalizar o tan siquiera despenalizar el aborto.

En 1990, en el Encuentro Latinoamericano de Feministas en San Bernardo, a partir de una propuesta de Dora, se instituye el 28 de septiembre como el Día latinoamericano de lucha por el derecho al aborto en Latinoamérica.

En 1994 formó parte del grupo que organizó Mujeres Autoconvocadas Para Decidir En Libertad (MADEL) y se movilizó para impedir el ingreso de la cláusula Barra, que consagraba el derecho a la vida desde la concepción, en el orden Constitucional

Con Liliana Pelliza organiza la Asamblea por el derecho al aborto, un espacio de debate sobre los múltiples aspectos que implica la cuestión del aborto, así como también un lugar donde discutir las estrategias par la legalización, desde la búsqueda de excepciones legales hasta la publicación de las cifras de mortalidad por aborto en la Argentina.

A partir de las Jornadas del 19 y 20 de diciembre del 2001 Dora lleva la reivindicación por el derecho al aborto de los espacios feministas a las Asambleas, y logra la incorporación de la anticoncepción, la educación sexual y la legalización del aborto en la INTERSALUD, una organización que reunía las distintas comisiones de salud de las asambleas. Incluso se consigue que las asambleas apoyen las actividades del día 28 de septiembre.

En el último Encuentro Nacional de Rosario, Dora promovió la organización de una asamblea en el marco del Encuentro que puso en la calle 10.000 mujeres al grito de Anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir.

Participó, activa como siempre, en el Encuentro Nacional de Mendoza, donde el tema fue debatido en talleres que convocaron a miles de militantes feministas, y del movimiento de mujeres dispuestas a resistir la agresión de las católicas fundamentalistas. Una vez más el Encuentro ratificó en la calle el acuerdo de defender nuestro derecho a decidir en Libertad.

Para Dora el derecho a la decisión del aborto es una cuestión de principio que no es negociable. Ha impulsado siempre la realización de actividades nacionales, ha luchado en todos los espacio, cuando era una demanda minoritaria, porque gran parte del movimiento no lo consideraba oportuno, y ahora, que es uno de los asuntos centrales de nuestra agenda.

Y quiero terminar con palabras de Dora:

“…hay que continuar hasta obtener legalmente o fuera de la legalidad los derechos que nos corresponden, independientemente que nos sean reconocidos o no. … porque nadie puede sustituirnos en las decisiones que nos implican, porque tienen relación con nuestra vida, con nuestros sentimientos, con nuestra responsabilidad como seres humanos… En esta lucha está en juego nuestra propia dignidad -por eso decimos que no es una simple reivindicación- es no ser consideradas como cosas, sino como seres humanos dispuestos a vivir una vida digna de ser vivida” (Dora Coledesky, 2003).

Fuentes

Dora Coledesky, Dudas, Reflexiones y Preguntas en la Lucha por el Derecho al Aborto junio de 2003

Entrevista a Dora Coledesky, julio de 2000, por Alejandra Ciriza y Josefina Brown

1 comentarios:

synthome dijo...

Hola queria hacerles una pregunta, es acerca de los talleres que se vana realizar en tucuman en octubre, quería saber si viajan y si enc aso de que sea así como podemos contactarnos con ustedes para viajar, nos interesa mucho y nos han ofrecido desde un grupo pero hay objetivos que no compartimos con ellas.
Muchas gracias
dejo mi mail : evabravo88@hotmail.com